Radio Perspectiva de Clase

GN Streaming Media Player

viernes, 29 de julio de 2011

“Combustible para todos”

(La Voz Entrerriana)


Por Hugo L. Rivas.


Los Eskenazi, YPF S.A., Enersa, el gobierno nacional y el de Entre Ríos. Qué hay detrás del “Proyecto de Futuro-Programa de Desarrollo Exploratorio 2010/2014”. Un análisis sobre las políticas kirchneristas en materia de hidrocarburos.


Después del agotamiento de la convertibilidad, la ficción del uno a uno (un peso = un dólar) se diluyó, pero el modelo extractivo de los noventa lejos de desaparecer se perfeccionó. Con un dólar competitivo y las empresas estratégicas en manos privadas y extranjeras, el saqueo no se detuvo y nuestros bienes naturales, suelo y subsuelo, se nos iban y se van en barcos y nos quedaban los residuos que envenenan a la naturaleza y a las personas. Y, eso no es todo: en cuanto el gobierno recuperó su capacidad recaudatoria, volvió a pagar la deuda ilegítima sólo para contraer nuevos compromisos externos.

Las ilusiones como el desendeudamiento o las “argentinizaciones” han sido un nuevo engaño y, hasta cuando se hizo lo que se debía hacer, ¡se hizo tan mal! Y, de esta manera, se están creando las condiciones para el descrédito de las banderas nacionales y populares, manipuladas por estos políticos profesionales venidos del menemismo.

El problema de los hidrocarburos

La petrolera YPF, propiedad de la española Repsol y la familia Eskenazi, obtuvo durante 2010 una ganancia neta de 5.790 millones de pesos, según informó hace pocos días la compañía en la Bolsa de Comercio de Buenos Aires. Se trata de un 66% más que en 2009, sin embargo, en las estaciones de servicio y en las fábricas faltan combustibles, porque las petroleras no quieren entregar más dado que los subsidios en créditos fiscales a las exportaciones ya sobrepasan el cupo de las empresas.

Paralelamente, la solución del gobierno es importar y, como los precios internacionales están por las nubes, el Estado debe subsidiar a las petroleras para satisfacer esta demanda. Y la diferencia que el Estado está subsidiando entre los costos de producción e importación y los precios internos es mayor a la que pagarían los consumidores si los precios estuvieran regulados al nivel de equilibrio. Pero dejar a la “mano del mercado” hacer su trabajo no es la solución sino todo lo contrario. El Estado debe recuperar sus recursos estratégicos (fundamentos legales sobran) y ponerlos al servicio de la producción y del pueblo.

Ante la proyección del desabastecimiento y de los costos rampantes a fines de 2009, YPF junto a la presidenta Cristina Fernández presentaron el programa denominado “Un Proyecto de Futuro - Programa de Desarrollo Exploratorio 2010/2014”. El Plan apuntaba a conocer el potencial de reservas de petróleo y gas del país y verificar las posibilidades de hallazgo de hidrocarburos en el Mar Argentino, aquel que no está usurpado por los ingleses.

Entre Ríos la primera

A principios de 2010 YPF suscribió con Entre Ríos, Formosa y Chaco, un acuerdo para iniciar los trabajos de exploración en estas provincias, como parte del plan integral para la búsqueda de hidrocarburos en todo el territorio nacional, anunciado por la compañía en diciembre último.

Y, recientemente, Sebastián Eskenazi, junto con el gobernador Urribarri, suscribieron el primer convenio para la puesta en marcha de un “Proyecto de Futuro-Programa de Desarrollo Exploratorio 2010/2014” entre YPF S.A. y la Provincia de Entre Ríos. Recordemos que el Grupo Petersen (familia Eskenazi) compró su parte de YPF con créditos y otras maniobras financieras que bien podía haber realizado el Estado argentino.

Argentina es un país hidrocarburo-dependiente, de petróleo (más del 40 por ciento) y de gas natural (50 por ciento). Entonces, cuesta comprender por qué se entrega a compañías petroleras recursos naturales no renovables de carácter estratégico.

Cabe recordar que, desde las reformas estructurales menemistas, las empresas petroleras gozan de un 70 por ciento de libre disponibilidad de las divisas generadas por exportación.

Sin embargo, seguimos ofreciendo nuestros bienes naturales. ¿Por qué? Supuestamente porque no tenemos recursos propios para explorar, explotar, refinar y transportar, pero, paralelamente, el Estado Nacional, por medio de Enarsa, se compromete a importar de gas natural licuado (GNL) de Qatar por 20 años ¡por más de 40.000 millones de dólares!

Se están por empezar a perforar pozos en nuestra provincia. Estas inversiones se hacen con un afán de lucro, pero qué necesidad existe de que nosotros aportemos a las ganancias de YPF S.A. El petróleo argentino ha sido exportado por decenas de millones de dólares durante el actual gobierno, y sin embargo, los productores y consumidores finales carecemos de este producto de nuestro territorio y pagamos altos precios por ellos, ya que los subsidios vía créditos fiscales son dineros que el gobierno no recauda. Y todo esto con un riesgo ambiental que no podemos dilucidar con precisión, ya que no hay estudio de impacto ambiental que garantice evitar eventos como el que sucedió en el Golfo de México por parte de la petrolera británica BP. Y menos aún si se tratase de Shale Oil, crudo no convencional como el que se pretende extraer de Neuquén.

Urge cambiar la matriz energética y de transporte de Argentina, ... pero, mientras tanto, debemos proteger nuestros hidrocarburos. Los recursos naturales son de todos los argentinos y no de multinacionales y sus socios nativos, no dejemos que nos sigan sacando lo que nos pertenece.

www.riobravo.com.ar