Radio Perspectiva de Clase

GN Streaming Media Player

miércoles, 16 de diciembre de 2009

REBELIÓN EN LOS VALLES CALCHAQUIES IMPIDE EL PASO DE CAMIONES MINEROS

(Red Nacional de Medios Alternativos)
Un centenar de Vecinos por la Vida, de Andalgalá, Catamarca, decidieron cortar el movimiento de suministros desde y hacia AGUA RICA y La Alumbrera. Agua Rica es un mega emprendimiento minero tres veces superior en magnitud al de La Alumbrera que, según se prevé, iniciaría la explotación sistemática a comienzos del verano próximo. La Alumbrera, en cambio, ya viene contaminando y destruyendo territorios en inmediaciones de las poblaciones de los Valles Calchaquíes, Andalgalá, Belén y Santa María, entre otras. Drenajes ácidos de su dique de colas y el mineroducto Andalgalá - Tucumán, sintetizan la contaminación irreparable que sufren.

Vecinos por la Vida es el colectivo de auto convocados de Andalgalá (integrante de la Unión de Asambleas Ciudadanbas UAC) que decidió cortar el paso de los vehículos mega mineros, repitiendo acciones realizadas durante el año. La resistencia de los pueblos es un hecho en los Valles Calchaquíes al rebelarse de manera conjunta las comunidades originarias diaguitas-quilmeñ as-calchaquí es y los habitantes de las poblaciones señaladas.

Los camiones mineros intentaron sortear los piquetes de los autoconvocados, razón por la que los partes de prensa de los auto convocados andalgalenses reclaman que el resto de las poblaciones de los valles calchaquíes frenen el movimiento de estos gigantescos transportes a medida que intenten evitar los cortes de ruta, preocupados únicamente por impedir el paso de los vehículos mineros.




“Si Agua Rica se lleva a acabo, el pueblo de Andalgalá terminará en pleno éxodo cuando no directamente expulsado del medio. Los yacimientos metalíferos de Agua Rica se extienden hasta las propias viviendas de ese pueblo catamarqueño,” así se expresa el movimiento de pobladores acompañando un texto que finaliza: “ANDALGALA NO SE VENDE, SI A LA VIDA.”









Rockultural...Fuera las mineras contaminantes, destructoras del patrimonio cultural y ecológico del pueblo.