Radio Perspectiva de Clase

GN Streaming Media Player

sábado, 20 de marzo de 2010

Militar que capturó al Che en Bolivia es acusado de terrorismo

(Cuba Debate)
Gary Prado el ex general que capturó al legendario guerrillero Ernesto Che Guevara en las selvas bolivianas en 1967 enfrenta una acusación por supuestos nexos con una presunta red terrorista en Bolivia.

Prado fue llamado a declarar el viernes ante el fiscal Marcelo Soza que lo acusa de intercambiar correos electrónicos “ultrasecretos” con Eduardo Rosza cabecilla de la presunta banda y muerto en abril del año pasado durante una incursión de la policía a un hotel en ciudad de Santa Cruz.

“El señor Prado debe explicar por qué intercambiaba mensajes electrónicos encriptados con Rosza”, dijo el fiscal a los periodistas. Por el mismo caso están detenidos siete personas, el último es el hijo de un ex gobernador de Santa Cruz.

Según Sosa, Prado usaba el seudónimo de “sucupira” y Rosza el de “camba tres” y ambos intercambiaron mensajes secretos con códigos militares cuyo contenido no fue divulgado.

Prado negó antes vínculos con Rosza de quien dijo que lo buscó como periodista y aseguró que no se presentará a declarar en La Paz donde radica la investigación sino en Santa Cruz porque allí ocurrieron los hechos.

Su hijo que lleva el mismo nombre y es candidato a alcalde por esa ciudad por un partido opositor, también está convocado a declarar el viernes por presuntos nexos con el grupo de Rosza.

“Esto es más que una telenovela venezolana mal contada”, declaró Prado hijo al anunciar que no llegará a La Paz pero está dispuesto a decir su verdad en su ciudad.

Gary Prado era capitán en el ejército cuando la patrulla a su mando capturó al Che en la selva del sudeste. El guerrillero fue ejecutado el 9 de octubre de 1967.

El crítico de cine y escritor mexicano Alberto Hijar le arrojó a Prado una copa de vino en la cara al tiempo que le increpó “a la salud del Che”.

En 1981 cuando aún estaba en servicio activo fue herido a bala en la columna y quedó lisiado.

Eduardo Rosza era un boliviano-húngaro veterano de la guerra en Croacia que fue contratado por radicales autonomistas opositores a Morales para organizar una milicia con el propósito de separar a Santa Cruz de Bolivia.

Murió en abril del año pasado junto a Magyarosi Arpád (húngaro-croata) y Michael Martin Dwyer (irlandés) durante una incursión de la policía a un hotel donde estaban alojados. Allí fueron detenidos Mario Tadic (boliviano-croata) y Elod Toasó (húngaro).
(Con información de agencias/Aporrea)

Boinas verdes norteamericanos que dirigieron la cacería del Che y al que se subordinó el Ejército boliviano



Rockultural...Los "grandes ejemplos" que nos brindaron los gobiernos que se digitan desde la casa blanca, aún hoy siguen demostrando, que los únicos terroristas que existen, son ellos mismos.